Las Matemáticas del Amor

1.Ecuación de Drake
2.Factores del Amor
3.Equilibrio de Nash
4.Probabilidad de encontrar pareja
5.Apps de citas
6.Estadísticas del Amor
7.Algunos consejos
8.La parada óptima
9.Evitar la separación
9.Encontrar pareja en el futuro

¿Qué sabes sobre el amor?

¿Has encontrado ya a tu media naranja, o sigues intentándolo?

¿Crees que las matemáticas pueden ayudarte a conseguir o mantener tu pareja definitiva, o es un tema demasiado emocional?

Hubo un tiempo en que la vida era más sencilla, y tener pareja se limitaba normalmente a encontrar una persona de tu entorno local o próximo, con la firme idea de permanecer siempre juntos. Y la mayoría lo conseguían…

Aunque los tiempos han cambiado y nuestro ritmo de vida ya no es el mismo. Ahora vivimos en un mundo más globalizado y tenemos tanta información que nos hemos vuelto menos conformistas y más exigentes. Todos estos cambios nos complican la labor de elegir o conservar una pareja estable.

Pero… ¿qué papel juegan las matemáticas en todo esto?

Buscar pareja es un comportamiento natural, y la naturaleza está llena de patrones que se pueden estudiar a través de estadísticas y números. Por eso las matemáticas son una buena herramienta para conseguir pareja, aunque..¡también para conservarla!.

1.Ecuación de Drake

Pero antes de entrar en eso… ¿Cuanto de difícil crees que puede resultarte encontrar tu pareja ideal?

Dar con una de esas personas entre tantas no parece una tarea fácil, aunque si no tuvieras interés en buscarla, ¿crees que te sería fácil encontrarla?

Si entendemos una media naranja como alguien que cumple todos nuestros criterios, basta hacer un par de calcules sencillos para ver que si son muchas condiciones, puede ser más complicado cruzarte con ella que encontrar vida extraterrestre. Así que ¡lo vas a tener complicado!.

Y no solo eso, aunque finalmente la encontrases puede que no fuera ni el lugar ni el momento apropiados para que surgiera el amor. Las matemáticas te indican que no es muy inteligente buscar a tu media naranja, si no eres lo suficientemente flexible con tus criterios. Cierto requisitos no siempre son tan importantes, y existen más personas compatibles de las que pensamos.

Según una encuesta el 80% de parejas indicó que conocieron a su “amor verdadero” sin buscar una relación y un 25% que su pareja actual no se asemeja al ideal que tenían. Y es que…¿desde cuando sabemos lo que queremos?

2.Factores del Amor

 

Encajar o no en el mapa de alguien depende de muchas cosas y nuestros criterios pueden cambiar dependiendo de qué importancia le demos a cada una.

La apariencia física suele ser uno de los factores predominantes y una de las causas de que algunos tengáis más facilidad que otros para gustar.

aunque el entorno también te condiciona, ya que como sabrás podemos gustar más o menos dependiendo de con quien se nos compare. No es lo mismo ser el guapo del grupo o de una discoteca que no serlo. ¿Verdad? Y es algo normal, la comparación es un mecanismo natural para seleccionar la mejor pareja.

3.Equilibrio de Nash

Pero incluso en un entorno muy competitivo, las matemáticas pueden ayudarte.

El matemático y economista John Nash demostró que no es inteligente competir todos por el mejor individuo, si la mayoría no va a tener éxito y uno o ninguno se lleva el premio. Es mejor que todos encuentren un equilibrio colectivo donde la mayoría esté satisfecha a nivel individual, que la mayoría fracase.

¿No está mal verdad? pero…, ¿qué más puedes hacer para ser más efectivo?

4.Probabilidad de encontrar pareja

Como ya has visto, saber qué opciones tienes con una persona es realmente difícil….

Sin embargo conocer cuál es tu atractivo general frente al mercado es bastante más sencillo, y solo requiere de un simple cálculo, que tiene en cuenta los éxitos que tienes frente a las interacciones o intentos que surgen.

Imagina que tras muchas interacciones, consigues en promedio 1 candidato de cada 10. Tu probabilidad de éxito sería aproximadamente de 0,1. Lo que significa que necesitas un promedio de 10 interacciones para obtener un candidato (¿entiendes la lógica?)

Efectivamente todos tenemos un atractivo general, unos más alto y otros como yo… más bajo. Aunque este también depende del entorno, ya que uno puede ser más atractivo en un país que en otro, o en un momento determinado. ¿Y tú, donde has despertado más pasiones?

Ahora ya puedes calcular qué atractivo eres en un lugar determinado, pero una cosa es que cartas tienes y otra como las juegas.

Si un candidato te requiere 10 personas en promedio, 2 candidatos te requerirán 20, ¿entiendes por dónde voy?

Si modelas matemáticamente el proceso de encontrar una pareja como un experimento que se repite una serie de veces, y tiene una probabilidad de éxito, verás que efectivamente si aumentas la interacción, aumentas las probabilidades de tener candidatos. Lo cual tampoco es un gran descubrimiento…. aunque sabiendo esto, ¿te das cuenta de lo importante que es que te relaciones?

Una persona que socializa tiene más opciones de encontrar pareja en la vida real que otra que no, porque aumentando las interacciones aumenta sus probabilidades de tener éxito. Por eso a más dificultades tengas para ligar, más importante es que socialices para conseguir el mismo objetivo.

La vida no es justa lo sé, ¡pero las matemáticas al menos te ofrecen una solución!

Aunque esto también puede ser insuficiente si no obtienes el resultado esperado. ¿Verdad?

5.Apps de citas

Por eso cuando el cortejo físico llega a su límite, es necesario el cortejo digital.

Y es que Internet ha cambiado la manera de ligar en el último siglo más que en los últimos 10.000 años.

Hemos pasado de salir una noche de fiesta y bailar con alguien, a swippear un par de imágenes y mantener una conversación de chat. Lo cual es menos romántico, aunque ¡puede ser mucho más efectivo!. ¡Sobretodo si no te emborrachas!

Estas apps de citas online te permiten tener una interacción casi ilimitada sobretodo en grandes ciudades, y pueden encontrarte más coincidencias de lo que podrías conseguir dedicando toda una vida. Lo cual aumenta tu horizonte social y con ello tus posibilidades. (sobretodo si pagas….)

Pero… ¿cómo funcionan?

La clave está en el algoritmo para mostrar posibles candidatos….

Estos algoritmos diseñados por neuro-científicos y matemáticos, calculan la compatibilidad a través de datos estadísticos como tu popularidad, tus gustos, la forma en que rechazas o aceptas a los perfiles, o la manera en que interacciones con ellos.

Aunque también disponen de algoritmos de reconocimiento fotográfico que analizan y etiquetan nuestras fotos con marcadores de personalidad, que pueden clasificar una persona con una bici como ciclista o “deportista”, o alguien que escala como “aventurero” o “outdoor”.

Su destreza es tal, que pueden incluso categorizar aspectos como tu coeficiente intelectual, tu estado emocional e incluso tu status social.

Pero eso no es todo, existen algoritmos basados en encuestas que pueden estimar la compatibilidad química. Cada uno de nosotros tiene un perfil hormonal de 4 sustancias (testosterona, estrógeno, dopamina, serotonina), y los niveles de cada una te clasifican en 1 perfil amoroso dentro de 12 distintos.

¡Casi nada!

Y es el objetivo de estos algoritmos es aprender lo máximo de ti para buscar los mejores pretendientes. Y bajo los números no les va nada mal, según un estudio Tinder crea parejas más estables que las habituales. Así que ahí queda eso…

¿Te gustaría descubrir más detalles?

Una periodista consiguió destripar a través de una investigación el algoritmo de tinder y sus características más polémicas, como su sistema ELO de puntuación, o promover la atracción entre hombres mayores y mujeres jóvenes. La verdad es que no tiene desperdicio así que te dejo un enlace abajo por si quieres leerlo:

VER EN AMAZON ESPAÑA

VER EN AMAZON AMERICA

Lo cierto es que no todo en internet son ventajas, y es que aparte de cómo estas apps afectan a la conducta humana, o las carencias de información y comunicación no verbal que existen, tener demasiados candidatos también puede ser contraproducente.

La abundancia de opciones le resta valor a cada una de ellas, y esta pérdida de valor se transfiere también a los vínculos, o a la comunicación.

Según el propio tinder aproximadamente la mitad de sus usuarios nunca quedaron con alguien que les gustaba. ¿Cuántas veces charlaste con alguien que nunca más apareció?

Y es que según algunos estudios científicos aumentar demasiado el número de opciones, puede producir mayor insatisfacción en nuestra elección. Especialistas como Helen Fisher, científica de match recomienda no elegir de entre más de 9 posibles candidatos. Y algunas aplicaciones solo ofrecen un solo candidato al día, así que, ¡ojo con pasarte de cierto número rompecorazones!

Aunque… ¿tú qué prefieres ligar en persona o por internet? ¿romántico o un matemático? ¿O quizá una combinación de ambas? Elige una de las 3 y sacamos una estadística entre todos.

6.Estadísticas del Amor

Lo cierto es que nos guste o no internet es una vía más para conocer gente, pero también para extraer estadísticas de emparejamiento que nos revelan más detalles del comportamiento humano, como puede ser la diferencia entre sexos.

¿Crees que hay mucha diferencia entre chicas y chicos?

Te adelanto que el comportamiento del hombre y de la mujer cuando se trata de conseguir pareja son muy distintos.

Los chicos le dan like al 47% de los perfiles que se le presentan, mientras que ellas solo lo hacen un 12% de las veces. Lo que da a entender que los hombres en general tienen menos filtros, mientras que las mujeres son más selectivas, y se fijan en más aspectos.

Aunque quizá sea porque puedan permitírselo.

y es que ellos no solo dan más likes, sino que también empiezan el contacto cerca del 80% de las veces cuando se trata de una búsqueda hetero. Con lo cual, podemos deducir que lo último que os faltan a las chicas son pretendientes…

En cualquier caso… ¿Crees que las chicas deberían tener más iniciativa ó son los chicos los que tienen demasiada? ¡quiero tu opinión!

Pero tener más candidatos no significa tener más éxito.

Las mujeres reciben muchos más flechazos que los hombres en comparación, sin embargo la mayoría son inútiles porque no llegan a ningún puerto. En cambio los hombres tienen menos candidatos pero de mayor calidad.

Quizá por ello su interés está más repartido. Tan solo el 7% de los hombres contacta de forma inmediata con un match, mientras que las mujeres lo hacen un 21%, lo que rebela que en general la mujer tiene más claro quién le interesa.

En cualquier caso la calidad equilibra la cantidad, y tanto hombres como mujeres tenemos las mismas posibilidades de encontrar una pareja heterosexual satisfactoria, lo cual es lógico si cada una se compone de un hombre y una mujer.

Otro dato curioso es que el porcentaje de parejas homosexuales que se conocen online es mucho más alto que el de heterosexuales.

Más de la mitad de los matrimonios en la actualidad comienzan online, y más de un 80% en las parejas homosexuales.

Y es que en general aunque nos guste o no los flechazos cada vez son más digitales.

Pero un flechazo es solo el principio, porque el verdadero filtro que la mayoría no pasa, es la comunicación. Sobretodo en la primera frase.

Solo un 6% de las conversaciones que empiezan con palabras simples como “hey” tuvieron alguna palabra más después, así que si quieres llamar la atención de alguien, ¡más vale que te esfuerces!

Aunque si a pesar de eso no te contestan, tampoco te culpes:

Hay muchos motivos por los que la gente no responde:

Fíjate que muchos ni siquiera dependen de ti….

Y es que nos guste o no hay que aceptar que a veces la gente va a lo suyo. No obstante vamos con otros consejos interesantes:

7.Algunos consejos

Tener fotos bien hechas y variadas en tu perfil también aumenta las posibilidades de match, Las fotos que tienen una actitud abierta y vital son un 27% más susceptibles de éxito, lo que confirma que ¡la imagen es importante!.

Aunque no solo las fotos, según Tinder aquellos perfiles con una biografía rellena produjeron cuatro veces más coincidencias que los que no lo hacían, así que ¡completa bien tu perfil!.

Otra revelación importante es que tu atractivo no define necesariamente tu popularidad:

Gracias a los datos recogidos en la web de matemáticos OkCupid se puede ver que las personas más populares suelen tener una aceptación más dividida, que las personas que son bellas para la mayoría. Y es que aunque no lo parezca es mejor que solo algunos piensen que eres atractivo, que lo piense todo el mundo. Porque si alguien al que gustas sospecha que tiene menos competencia tiene un incentivo extra para abrir una conversación. La dispersión te favorece, así que muestra más aspectos de ti, además de tu belleza.

Ves cómo las matemáticas dan para mucho? Es importante que las tengas en cuenta.

Gracias a ellas puedes saber que las aficiones comunes atraen menos gente, o que un domingo por la tarde tienes más probabilidades de hacer match con la misma persona.

Si estas recomendaciones te parecen importantes pero quieres convertirte un experto del ligue para marcar la diferencia, te dejo un pequeño manual de tinder en mi con las más importantes, por si te interesan.

 

VER  MANUAL DE TINDER

 

Hasta ahora hemos visto cómo las matemáticas nos ayudan a conseguir pretendientes, aunque ¿cuántas citas necesitamos para conseguir nuestra pareja definitiva?

Si solo buscas sexo, bastan unas 3 citas en promedio para conseguirlo.

Pero si la idea es tener una pareja seria, la cosa cambia.

Según un estudio en Inglaterra para conseguir la pareja definitiva se necesitan en promedio 15 personas besadas y al menos 2 relaciones serias.

Así que si las cosas no salen, no te preocupes porque probablemente todavía estás por debajo de la media.

8.La parada óptima (límite para elegir a tu pareja)

Aunque si no quieres saber cuántas necesitas, sino cual es el límite que debes marcarte, existe la teoría de la parada óptima.

Esta calcula cuándo es el momento exacto para elegir nuestra pareja definitiva, si podemos estimar cuántas relaciones podríamos tener a lo largo de nuestro periodo de emparejamiento. La idea es rechazar por sistema a todas las posibles parejas hasta llegar al 37% de ese total, y una vez superado ese porcentaje, elegir a la siguiente persona que sea mejor que todas las anteriores. ¿Suena fácil no?

El método que no está exento de riesgos, garantiza la mayor tasa de éxito estadísticamente hablando, así que ya sabes que el amor también tiene un número, ¡Compártelo!

 

Pero si te has fijado, todos estos algoritmos requieren que adquiramos una sensación mínima del mercado antes de encontrar la pareja definitiva, lo cual se asemeja si lo piensas al comportamiento natural. y es que aunque resulte increíble, todos tenemos cierta intuición matemática para buscar pareja.

9.Evitar la separación

Aunque si eres de los que ya han encontrado a su media naranja, ¿en que pueden ayudarte las matemáticas?

Cuando conseguimos la pareja definitiva, el mayor hándicap es conservarla, ya que como sabemos el amor romántico dura cerca de 28 meses, y las separaciones hoy en día son bastante habituales.

Sin embargo aunque no lo creas, las matemáticas también pueden explicar porque nos separamos.

Hay estudios que han conectado de manera directa el éxito de una relación con la positividad o negatividad de sus conversaciones, prediciendo con un 90% de acierto que parejas tenían fecha de caducidad y cuales no. ¡Tal y cómo lo oyes!

Dos matemáticos modelaron una ecuación que cuantifica el estado emocional para cada miembro de la relación y que puede explicar las espirales de negatividad a las que se someten las parejas que se separan.

Esta fórmula que también se utiliza para conocer lo que sucede entre 2 países durante una carrera armamentística, puede equiparar una de estas espirales, con el comienzo de una guerra mundial.

¿Como te quedas?

Pero el factor más importante de la ecuación es el umbral de negatividad, y es que a diferencia de lo que se podría creer, las parejas más exitosas tienen un bajo umbral de negatividad, esto es que tienen un margen pequeño para ignorar o pasar por alto cosas que les molestan.

 

Arreglar continuamente la relación ayuda a que los pequeños problemas no acaben por destruirla, así que si tienes pareja, ¡acuérdate de las matemáticas!

Y es que si consigues aguantar mucho tiempo, tendrás más opciones de que tu pareja sea la definitiva, porque independientemente de si eres feliz o no, a medida que envejecemos es menos probable la separación.

10.Encontrar pareja en el futuro

Aunque si finalmente no lo consigues, no hay mucho que puedas hacer para recuperar tu tiempo, porque tanto si buscas pareja, como si mantienes una relación, es inevitable consumir un tiempo de vida que es completamente irrecuperable, y que no siempre garantiza el éxito.

Por eso la pregunta más importante es: ¿se podría probar una relación, sin perder algo tan valioso como tú tiempo?

 

Esta idea que se desarrolla en mi capítulo preferido de Black Mirror, presenta un sistema donde toda la interacción se hace a través de un yo digital, y se calcula la compatibilidad tras miles de simulaciones.

Lamentablemente todavía estamos algo lejos de eso.

Quizá en un futuro gracias a la inteligencia artificial y los avances genéticos se pueda calcular una compatibilidad suficiente, para no perder tiempo buscando a la persona más compatible que existe. La verdadera media naranja sería solo una cuestión de cálculo…

pero mientras tanto… ¡habrá que seguir intentándolo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *